Antonio Taveras Guzmán

Respuesta de Antonio Taveras Guzmán a las reacciones generadas por la negativa de la AEIH a firmar el Pacto Eléctrico

 

  1. La AEIH aspira y trabaja por un Pacto que resuelva el problema eléctrico, que no legitime el desorden en el sistema eléctrico, y lesione los intereses de la pequeña y mediana empresa y de la ciudadanía.

 

En el esquema que propone el gobierno, de desmonte del 32% de las pérdidas de las distribuidoras, los pequeños y medianos empresarios, y la ciudadanía en general serán los más afectados, ya que esta pérdida será cargada a sus facturas. Mientras, se favorecen a un pequeño grupo de grandes empresarios, que son los llamados no regulados, no cobrándoles el 10% por el uso de espacios públicos pertenecientes al Estado, en franca violación a la Ley General de Electricidad.

 

  1. Se trata de una posición institucional, mesurada y responsable de la AEIH

La posición de no firmar el documento del Pacto Eléctrico alcanzado hasta el momento es una decisión institucional del Directorio de la Asociación de Empresas Industriales de Herrera y Provincia Santo Domingo (AEIH), encabezada por su presidente, Antonio Taveras Guzmán, después de más de tres años de participación activa y propositiva en todas las etapas del proceso, y después de consultar con los más importantes especialistas del sistema eléctrico dominicano y de técnicos de los organismos internacionales que han participado por décadas en la búsqueda de soluciones a la crisis eléctrica nacional.

  1. La AEIH ha sido uno de los principales promotores de un Pacto Eléctrico, que termine con la pesadilla de más de 50 años de apagones.

Desde que se hizo pública la convocatoria al Pacto Eléctrico, la AEIH, en la persona de su presidente, ha sido una de los principales promotores y gestores del proceso, impulsando propuestas de solución, no solo en las plenarias sino como parte de la comisión ejecutivas del Consejo Económico y Social (CES).

A continuación, compartimos algunos llamamientos públicos externando nuestra preocupación de la necesidad de llegar a un pacto que respondiera a los intereses del país:

  • La AEIH luchó e insistió para que el Pacto no se aprobara de manera urgente, en medio de la campaña electoral del 2016.
  • El 7 de agosto del 2016, la AEIH pide a actores del Pacto no dejarse arrastrar por intereses creados.
  • En coordinación con otros actores del Consejo Económico y Social (CES), la asociación hizo un arduo trabajo de concertación intersectorial para motivar la permanencia de sectores que se querían retirar en el 2016.
  • El lunes 13 de febrero del 2017, hicimos un llamado al país para que el pacto no se quedara en el limbo al que fue sometido por un período de más de 6 meses.
  • El pasado 14 de septiembre también hicimos un llamado público para que todos los sectores empresariales, estatales y sociales pusiéramos el interés nacional por encima de los intereses particulares, porque consideramos el Pacto como una oportunidad histórica que no se debía ni se debe desperdiciar.

La actitud propositiva y constructiva de la AEIH en el marco del Pacto, se mantuvo a pesar de la negativa del Gobierno a hacer diagnósticos, a entregar datos actualizados sobre la realidad concreta del sistema energético y a transparentar los datos relacionados con las plantas a carbón de Punta Catalina.

Share
This